Sopa cremosa de verduras y pimientos asados
Tiempo de preparación
45 min
Tiempo de cocción
20 min
Tiempo total
1 h 5 min
 

Esta deliciosa y aterciopelada crema de verduras y pimientos asados la podéis adaptar a vuestro gusto, añadiendo más o reduciendo la cantidad de pimientos asados que vamos a utilizar. 

Raciones: 4 personas
Ingredientes
  • 3 Pimientos rojos asados lo asaremos siguiendo los trucos y consejos anteriormente explicados
  • 4 cdas aceite de oliva
  • 1 cebolla mediana troceada
  • 1 diente de ajo
  • 2 zanahorias peladas y troceadas
  • 2 ramas de apio troceadas (retirar los hilos y fibras más gruesas)
  • 1/2 Boniato troceado (o una patata mediana en su defecto)
  • 1/2 cdita comino molido
  • 1/2 cdita Cúrcuma molida
  • 1 Hoja de laurel pequeña
  • 700 ml caldo vegetal o de ave casero
  • sal y pimienta a gusto
  • Semillas para decorar
  • Nata fresca o crème frâiche para acompañar
Elaboración paso a paso
  1. Antes que nada vamos a asar los pimientos tal y como os he explicado arriba...Lo pimientos lavados en la bandeja en posición intermedia del horno (precalentado a 200º en forma de grill), rociados de aceite y pinchados con un tenedor. Los dejamos 15 minutos por cada lado rotándolos para que queden asados por igual hasta quedar ennegrecidos. Los sacamos y vamos poniendo en una cazuela tapados para que se enfríen y suden a la vez. 

  2. Una vez tienen una temperatura adecuada para ser manipulados, los pelamos eliminando las pieles carbonizadas dejando la carne toda limpia. Retiramos las semillas y reservamos previamente escurridos.

  3. Para elaborar la sopa, en una olla tipo cocotte añadimos un chorrito de aceite de oliva y comenzamos a sofreír la cebolla y el diente de ajo hasta que queden transparente, unos 5 minutos.

  4. Añadimos el resto de los ingredientes crudos, las especias y la hoja de laurel. Seguimos removiendo y añadimos ahora los pimientos asados y cubrimos con el caldo. 

  5. Reducimos la intensidad del fuego y tapamos parcialmente para dejar cocer durante unos 20 minutos  o hasta que veamos que las verduras están tiernas.

  6. Una vez lista, retiramos la hoja de laurel, sazonamos con sal y pimienta y con una batidora de brazo, batimos hasta que nos quede una crema suave. Podemos ajustar textura añadiendo caldo a gusto.

  7. Para servir, decoramos con unas semillas, pipas de girasol y calabaza, semillas de sésamo... Unas ramitas de alguna hierba fresca albahaca, tomillo o sencillamente perejil! Y si nos apetece podemos acompañarla de un par de cucharadas de un lácteo como nata, queso batido, crème fraiche...etc.. 

Notas de la Receta

Esta receta se conserva varios días en el frigorífico en un bote hermético. Y es apta para congelar.

Además es una receta súper versátil pues si hacéis gran cantidad de crema con la cantidad de caldo ajustada, una parte será vuestra sopa añadiendo más caldo...Pero el resto en textura más espesa la podéis usar como salsa para vuestros platos de pasta favoritos, como salsa para vuestras pizzas caseras, como acompañamiento en una vinagreta en vuestras ensaladas, como base en vuestras tostas tipo crostinis....etc imaginación al poder!!!

Reserva siempre un bote de esta salsa en el congelador o envasado al vacío para tener fondo de despensa que ayude a vuestra organización semanal de menús!!