San Valentin

Ya sabéis que os hemos preparado AQUÍ una maravillosa velada romántica en la que os sugerimos dos recetas de postre para que sorprendáis en casa a vuestra pareja de manera fácil y sin complicaciones….pero disfrutando con su exquisito sabor. Esta segunda opción para la noche de San Valentín, es quizás la más atractiva a la vista ya que su presentación da mucho juego al ser formato tarta,  exquisita de sabor… y facilísima de hacer también! Un “tú y yo” para ocasiones especiales. No es la receta de Tiramisu clásica, pues hemos querido dar una alternativa menos elaborada y más rápida de hacer pero de fantástico resultado igualmente. Animaos a hacerla y dadle vuestro toque personal!

Por si os apetece, la otra opción que os hemos preparado la encontraréis AQUÍ!

Tiramisú con Frutos del Bosque

Ingredientes:
  • 250 g de queso Mascarpone
  • 200 ml de nata para montar
  • 2 cucharadas soperas de azúcar
  • 1 yema de huevo
  • 10 bizcochos de soletilla
  • 2 tacitas de café
  • Fresas, Frambuesas y Grosellas para decorar

Preparación:

Para esta receta hemos utilizado un aro de repostería de 13 cms de diámetro.

Empezamos montando la nata fría hasta que esté bien firme. En un bol mezclaremos la yema de huevo, el queso Mascarpone y el azúcar, para a continuación añadirle la nata montada y batir con varillas cuidadosamente para que no se baje. Batiremos hasta que quede una crema homogénea y lisa. Cuando esté lista reservamos.

Ponemos el café en un plato y  humedecemos bien los bizcochos  y los apartamos en otro platito a que escurran el exceso de cafe.

Colocamos un aro de pastelería en el centro del plato elegido para presentar el pastel. Cubrimos el fondo del aro con la mitad de los bizcochitos a modo de base, seguidamente cubrimos con una capa de crema ( aproximadamente la mitad). Sobre la crema, volvemos a colocar la segunda capa de bizcochitos y acabamos con una segunda capa de crema. Tapamos con film transparente y dejamos reposar unas horas en la nevera.

Importante! El aro lo retiraremos justo en el momento de servir y adornaremos a continuación.

Hemos querido darle un aire muy romántico por lo que hemos utilizado frutos rojos, aunque se puede presentar de diferentes formas, por ejemplo una forma muy apetitosa de acompañar este pastel es con cacao en polvo espolvoreado por encima.

Hemos hecho un único pastel, pero también está la posibilidad de hacer pastelitos individuales, se hacen de la misma forma, aunque en este caso utilizando aros más pequeñitos (5 ó 6 ctms diámetro) y repitiendo el mismo proceso que os hemos contado en cada uno de los aros individuales.

Esperamos que os inspire y que os ayude a crear en este día de San Valentín un momento muy especial.

Barra-separacion