Esta mañana en el mercado, a ver los calabacines y las coliflores tan fantásticos, fue imposible resistirse! Apetece algo calentito, el frío nos ha llegado de golpe así es que empezamos con esta cremita de calabacín y coliflor que en casa hizo que todos quisieran repetir!! Y es que la coliflor, cierto es, que con su fuerte olor hay personas que no les apetece ni probarla, pero es una pena pues su sabor nada tiene que ver, es suave y combina perfectamente con multitud de ingredientes y tenemos mil maneras de prepara! Hecha así en crema y combinada con las demás verduras, os garantizo que es una delicia!!

Decididamente el otoño y todo lo que nos trae es delicioso, es una estación tan especial, que todo hace que te enamores de ella…. La luz de los atardeceres, ahora es tan bonita, esos colores rosados y naranjas que cubren las calles y los parques… Esta semana hemos tenido lluvias, así que a los colores del atardecer, ahora sumamos los olores….ese olor a tierra mojada que tiene el campo, me encanta! Y si a todo ello añadimos los sabores que nos dan los ingredientes de temporada, pues ya se te vienen a la cabeza  las mil recetas deliciosas que podemos preparar!!

www.saboresymomentos.com

www.saboresymomentos.com

www.saboresymomentos.com

Existen muchos trucos para que el sabor de una crema de verduras sea algo irresistible, con el tiempo he ido perfeccionando esas pequeñas cosas que las hacen diferentes y especiales. El sabor de este tipo de purés puede ser ese sin más, el de una crema de verduras cocidas y trituradas…O puedes hacer que cada una de estas cremas, sean del “color” que sean (como dicen mis peques)….consigan convertirse en uno de sus platos favoritos!! El caldo que utilizas (en vez de agua) para cocer la verdura es importantísimo que sea casero a ser posible o uno de calidad. Además está la opción de añadirles las “aguas” de haber cocido otras verduras (por ejemplo el de judías verdes) que le dan un aporte extra de sabor. Pero sin duda, añadirle un trocito de jamón que os haya sobrado de alguna pata que os hayan regalado (como a mí hace un ¡¡par de semanas!! podéis verlo aquí), o simplemente que tengáis en el frigorífico de cuando pedís trocitos en vuestra charcutería habitual (si no lo hacéis normalmente, empezad ya, pues veréis la diferencia en vuestros guisos!!) es lo que marca ¡¡la diferencia!!

www.saboresymomentos.com

www.saboresymomentos.com

Crema de Calabacín y Coliflor

Ingredientes (para 6 personas):

  • 2 calabacines grandes
  • 2 puerros
  • 140 gr. de coliflor (varias ramitas)
  • 2 patatas medianas
  • 400 ml. de caldo de pollo o vegetal (y algún agua de hervir judías verdes si se tiene)
  • Trocito de jamón (o restos de virutas)
  • 4 cucharadas soperas de aceite de Oliva
  • 50 gr. de mantequilla

Preparación:

Empezaremos pelando y cortando la verdura. En una olla grande  y profunda (nosotras utilizamos la olla rápida pues para este tipo de recetas realmente es cuestión de minutos tener lista una buena crema) pondremos el aceite de oliva y una vez caliente le añadiremos la mantequilla (a fuego medio), que aunque le aporta algo más de grasa también le da un sabor exquisito!  Añadimos el puerro troceado y rehogamos unos 5 minutos, hasta que comienza a estar transparente, a continuación  agregamos el calabacín, la coliflor y la patata troceada. Añadiremos también el trocito de jamón (si tenemos).  Salpimentamos y seguimos cocinando unos minutos más.

A continuación vertemos el caldo y lo dicho, algún agua que tengamos de haber cocido judías verdes (pues le da un sabor exquisito) hasta cubrir la verdura, si necesitamos más liquido siempre estaremos a tiempo de añadirlo más tarde para poner la crema con la textura preferida. Ahora es el momento de tapar la olla y dejarlo hervir unos 15 a 20 minutos si utilizamos olla convencional, si nos decidimos por la olla rápida pues tardaríamos solo unos 6 ó 7 minutos. Una vez transcurrido el tiempo comprobaremos que la verdura y, especialmente la patata están tiernas. Sacaremos el trocito de jamón, si lo hemos puesto. Ya solo nos queda triturar con la batidora y para darle una textura más fina pasamos por el pasapurés y corregimos con algo más de caldo, sal y pimienta si lo vemos necesario.

A nuestros peques les vuelven locos los picatostes, nosotras a la hora de servir tenemos ya preparados unos trocitos de pan, fritos en una sartén con abundante aceite caliente. También hay quien le gusta añadirle algún lácteo, tipo quesito, nata o “crème fraíche”….imaginación al poder! en cualquiera de sus formas, bien calentita, sienta de maravilla. Espero que os guste!

Barra-separacion